Hola, mi expareja y yo teníamos una relación a distancia, pero nos veíamos a menudo por skype y solíamos vernos 4 dias al mes y en verano casi entero. La cosa es que hace 3 días me dejo diciéndome que ya no sentía estar enamorado pero que yo era una persona muy especial para el y que no quiere perderme, que quiere que este en su vida, que soy la persona mas importante para el. que no he echo nada malo, que soy la mejor persona que ha conocido y que me ha querido mucho, quiere que seamos super amigos, que todo no es blanco o negro que se puede querer a una persona de muchas maneras, me quiere muchísimo no como novio pero tampoco como amigo, me quiere mas. Me habla durante todo el día por whats, le he preguntado varias veces si esta seguro de que me quiere dejar y me dice que si que no siente estar enamorado y que si en algún momento cambia de opinión que ya me dirá. Me lía porque quiere estar igual que cuando eramos pareja pero sin serlo. Quiere que le cuente todo y el me cuento todo lo que hace. ¿Qué hago? Yo quiero volver con el, pero no se que hacer, me podrías dar tu opinión por favor? muchas gracias te lo agradecería un montón
Si no estás acostumbrado, es un jaleo controlar los platos de la carta y hacerte cargo de la elección del vino en un restaurante. Lo importante es estar en un ambiente agradable que cree cierta intimidad. Es básico que tú te sientas bien y controles la situación, porque así ganas en seguridad. Cuando intentamos aparentar algo que no somos, se ven nuestras carencias. Cuando estamos seguros mostramos las habilidades y los recursos que tenemos.
Evita ponerte en contacto con tu expareja durante el primer mes posterior a la ruptura. Te llamará si así lo quiere, pero, si no lo hace, nada de lo que digas o hagas cambiará eso. En ocasiones, ignorar a tu expareja la hará sentir que estás perfectamente bien sin ella y que sigues adelante con tu vida, lo que es justamente lo opuesto de lo que quiere.
Años después ella conoció al padre de sus hijas y se mudó con él a Estados Unidos. Pero siempre mantuvo el contacto con Diego, que se había hecho muy amigo de sus hermanos. "Al tiempo me separé del papá de mis hijas y volví a Buenos Aires, y con Diego retomamos la relación. Yo siempre me acordé bien de él. Pero duramos un año y nos separamos. Él no había convivido con nadie y yo venía con dos nenas chiquitas que estaban conmigo siempre porque el padre no vivía acá. Nos separó el destiempo de pasar de golpe a una familia; él no estaba acostumbrado a vivir con nadie y yo venía con el paquete completo. Era mucho para los dos y le dije que lo mejor era cortar". https://youtu.be/p6Ppbfb8hBY
×